¡¡OJO con la crueldad de los niños hacia los animales!! La mayoría de los asesinos en su infancia disfrutaban torturandolos.

Algunos asesinos en serie que comenzaron maltratando animales

EDMUND EMIL KEMPER III, fue condenado en 1973 por 8 cargos de asesinato en primer grado (8 mujeres incluyendo a su propia madre). A los 13 años mataba a los gatos del vecindario (a veces enterrándolos vivos), poní­a sus cabezas en estacas y hací­a conjuros con sus “trofeos”. Cortó a rebanadas la cabeza de un gato con un machete, decapitó a su propio gato y lo troceó… Exactamente lo mismo que hizo con su madre años más tarde…

ALBERT DESALVO  “El estrangulador de Boston” mató a 13 mujeres en 1962-3, pero fue sentenciado a cadena perpetua por robo armado, asalto y delitos sexuales hacia 4 mujeres. Cuando era joven, atrapaba gatos y perros en jaulas y se divertí­a lanzándoles flechas a través de las rejas.

 

LUKE WOODHAM (Pearl, Massachusets) A los 16 años, Luke Woodham apuñaló hasta la muerte a su madre y luego se dirigió al Instituto, donde disparó a sus compañeros, asesinando a 2 e hiriendo a otros 7. Anteriormente, Woodham habí­a relatado en su diario cómo pegó, quemó y torturó a su perro, Sparkle, hasta la muerte, describiendo esta atrocidad como “verdadera belleza”. Un vecino fue testigo de parte de la tortura a Sparkle, pero no lo denunció (seguramente nunca hubiera imaginado lo que puede esconderse detrás de semejante acto, a parte de la crueldad intrí­nseca). En junio de 1998 se le declaró culpable de 3 asesinatos entre otros delitos, por los que fue sentenciado a más de 3 cadenas perpetuas.

KIP KINKEL (Springfield, Oregón) A los 15 años asesinó a sus padres e incendió la cafeterí­a de su Instituto, causando la muerte a 2 alumnos e hiriendo a otros 22. “Siempre nos explicaba lo que hací­a con los animales… Le gustaba torturarlos y contárnoslo. Decapitaba gatos, viviseccionaba ardillas…” declaró un compañero de fútbol americano de Kip Kinkel, en el New York Times 5/22/98

ERIC HARRIS y DYLAN KLEBOLD (Littleton, Colorado) Eric Harris, 18, y Dylan Klebold, 17, llevaron pistolas y granadas a su Instituto y asesinaron a 12 estudiantes y un profesor antes de suicidarse. Varios amigos afirmaron que a Harris le gustaba aplastar las cabezas de ratones con una regla y prenderles fuego. Según la prensa, el Reverendo Don Marxhausen, que ofició el funeral de Dylan Klebold, dijo “Sí­, los padres sabí­an que el chico tení­a armas de fuego en casa, pero creí­an que era para disparar a pájaros carpinteros.”

La organización Psychologists for the Ethical Treatment of Animals (PSYETA) ha desarrollado un tratamiento llamado AniCare que se aplica a quienes han maltratado animales (suelen entrar en el programa remitidos por el Juzgado). Se utiliza una aproximación cognitiva y comportamental con intervenciones directas y enfatizando la necesidad de responsabilizarse de las acciones de uno mismo.

Es un tratamiento similar al Jory que se utiliza en caso de personas que maltratan a parejas, hijos,etc.

AniCare está siendo utilizado por profesionales de la salud para contribuir al estudio de las personas que maltratan animales y se han solicitado a PSYETA workshops donde se explica cómo ponerlo en funcionamiento.

Cuando aún no sabemos si es posible reinsertar a un psicópata en la sociedad es obvio decir que AniCare no está dirigido a personas con patologí­as graves o con un trastorno de la personalidad antisocial, pero resulta útil en los casos en que aún es posible romper el cí­rculo de la violencia.


Fatal error: Uncaught Exception: 12: REST API is deprecated for versions v2.1 and higher (12) thrown in /home/vendrell/public_html/wp-content/plugins/seo-facebook-comments/facebook/base_facebook.php on line 1273